Don't Miss

Cosas de la Ciudad

By on 12 octubre, 2014

 

RUIDO.- La contaminación por ruido se ha convertido en un grave problema que ha deteriorado la calidad de vida de quienes vivimos en San Luis Potosí, debido a la corrupción de funcionarios y empresarios, de la impunidad con que se protege a quien procede por encima de las leyes, de la inconciencia de dueños de negocios al no ajustar sus acciones al respeto de sus semejantes, y de la inmoralidad en el desempeño de las funciones de quienes han tenido cargos oficiales. Cada día, esa forma de contaminación es más grave y afecta la salud y hasta el derecho a una vida tranquila de quienes la sufren. Debe entendérsele como una forma de agresión.
NORMA.- A consecuencia de la falta de compromiso ético de funcionarios federales, estatales y municipales en materia de ecología para desempeñar correctamente su trabajo, es prácticamente imposible imponer a propietarios de salones de fiesta, antros, discotecas, cantinas y otros espacios semejantes, la Norma Oficial en Materia de Contaminación por Ruido, emitida en 1994 y modificada a fines de 2013. Todavía en diciembre pasado, Yvett Salazar Torres, delegada de la SEMARNAT, anunció aquella modificación con todo orgullo.

LÍMITES.- Al dar a conocer la modificación a la NOM 081-SEMARNAT-1994, publicada en el Diario Oficial de la Federación hace un año, Yvett Salazar Torres presumió que para las zonas residenciales el límite máximo sería de 55 decibeles entre las 6:00 a 22:00 horas y de 50 de 22:00 a 6:00 horas. En el caso de las zonas industrial y comercial el límite máximo sería hasta de 68 decibeles entre las 6:00 a 22:00 horas y de 65 de 22:00 a 6:00 horas. En escuelas el máximo permisible del nivel sonoro fue de 55 decibeles en el juego; y de 100 en ceremonias, festivales y eventos de entretenimiento, durante un periodo máximo de cuatro horas.

QUEJAS.- Si desde 1994 existe la Norma en Materia de Contaminación por Ruido, que casi veinte años después fijó límites permisibles en decibles y hasta en horarios, entonces ¿por qué las autoridades estatales y municipales se ven impedidas para someter a dueños de antros, cantinas, salones de fiesta, discotecas y otros espacios en donde se producen emanaciones de sonido, incluso después de medianoche? A las quejas de vecinos del salón de fiestas Mont Blanc de Calzada de Guadalupe esquina con Casa Madrid, la Dirección de Ecología del Ayuntamiento de SLP respondió que no hay reglamento para aplicarla.
REGLAMENTO.- Ante las duras presiones de una ciudadanía razonablemente. encolerizada por las fuertes emanaciones de sonido en medio de las cuales debe vivir y la incapacidad aceptada con integridad por Ecología Municipal, para enfrentar esa contaminación (a quien no deben hacerse cargos por la anarquía existente en este asunto, pues apenas cumplirá tres meses en el cargo), el Ayuntamiento de SLP respondió con la regidora Yadira Salas Niño, asegurando que incluirá la Norma en Materia de Contaminación por Ruido en su Reglamento de Ecología. Esperemos no tarden otros veinte años más en hacerlo.
CORRUPCIÓN.- ¿Por qué razón la Norma en Materia de Contaminación por Ruido, emitida en el muy lejano año de 1994 y modificada en el 2013 para incluir decibeles y horarios de emisión, no ha sido reglamentada en el Estado de San Luis Potosí para incluir sanciones a quienes la infrinjan? La respuesta apunta hacia la corrupción: o diputados, regidores, encargados de la Secretaría de Gestión Ambiental y Medio Ambiente, delegados de la Secretaría de Ecología del Gobierno Federal y directores de Ecología no han cumplido responsablemente con sus obligaciones o han sido sobornados para desentenderse de esta forma de violencia.
DERECHOS.- Una forma de defendernos de la contaminación por ruido de quienes vivimos en esta cada vez más deteriorada ciudad de San Luis Potosí, que nos venden como una de las mejores para vivir, es con la Comisión Estatal de Derechos Humanos. El derecho a disfrutar de una vida tranquila y apacible, a dormir ocho horas a partir de la medianoche, a gozar del silencio como una forma de tener salud mental y hasta al trabajo, pues ¿quién puede trabajar si no descansa?, son derechos humanos. Luego entonces podría la CEDH llenar el vacío dejado en la materia por gobiernos, cabildos y legisladores irresponsables.

https://elheraldoslp.com.mx/wp-content/uploads/2020/10/9DB0664D-73A9-4515-A196-4FFA2A00C1E4.jpeg

About Redaccion El Heraldo SLP

You must be logged in to post a comment Login