Don't Miss

    ‘Rescate’, sólo si Pemex y CFE modifican contratos colectivos

    By on 25 julio, 2014

     

    Para que el gobierno federal pueda absorber de manera proporcional los pasivos laborales de Petróleos Mexicanos (Pemex) y de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), las comisiones de Energía y Presupuesto de la Cámara de Diputados discutirán hoy un dictamen donde condicionan este rescate a cambio de que, a más tardar en un año, ambas empresas modifiquen sus contratos colectivos de trabajo.

    La definición será incluida en dos artículos transitorios del dictamen que reforma la Ley de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria.

    La intención de esta medida es que en el mediano plazo las pensiones o jubilaciones de los trabajadores de estas compañías —de nuevo ingreso— sean financiadas bajo esquemas de cuentas individuales, es decir, ya no serían un contrato colectivo (beneficio solidario), lo que permitirá transitar hacia el Sistema de Ahorro para el Retiro.

    Asimismo, se considera incluir en la ley un ajuste gradual para determinar las pensiones de los trabajadores en activo.

    “La proporción de la obligación de pago que en su caso asuma el gobierno federal será por un monto equivalente a la reducción del pasivo laboral que resulte del acuerdo para modificar el contrato colectivo de trabajo y el Reglamento de Trabajo”, detalla el documento.

    En el proyecto de dictamen a discutir precisan que el pasivo laboral “se ha manifestado como lastre en los resultados financieros de estas empresas, pero no ha afectado su capacidad de operación”.

    Esta decisión se da luego de que los mismos diputados incorporaron el miércoles a las leyes secundarias de la reforma energética de Pemex y CFE un adéndum en el que se permite al gobierno Federal, a partir del presupuesto del próximo año, absorber los pasivos laborales de ambas empresas que ascienden a más de dos billones de pesos.

    Este adéndum fue criticado por legisladores del PRD, PT y MC, quienes aseguraron que con esta modificación se estaría creando un nuevo Fobaproa, pues estos pasivos pasarían a la deuda nacional y se pagarían con los impuestos de la ciudadanía, incluso lo rebautizaron como el “Pemexproa”.

    Ayer se incorporó en un artículo transitorio del dictamen de la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria y de la Ley General de Deuda Pública, que hoy será discutido y votado en comisiones.

    El documento agrega que el Ejecutivo Federal, por conducto de la Secretaría de Hacienda, tomando en consideración la estabilidad de las finanzas públicas y el cumplimiento de sus objetivos, establecerá “las condiciones y los montos para cubrir la proporción del pasivo laboral que asuma el gobierno; una vez que se cumplan las condiciones también se determinará los mecanismos de financiamiento y esquemas de pago”.

    Incluso, se autoriza al Ejecutivo Federal para realizar los ajustes correspondientes en el Presupuesto de Egresos de la Federación que corresponda a reconocer como gasto el mismo importe de obligaciones.

    Las negociaciones

    El diputado priísta y presidente del Consejo General de Vigilancia del Sindicato Petrolero,Ricardo Aldana, adelantó que ya se encuentran en negociaciones los integrantes de este gremio con el gobierno federal para definir los alcances de esta decisión, de estas medidas para que Pemex y CFE dejen de ser paraestatales para convertirse en “empresas productivas del Estado”.

    “Hay que encontrar un mecanismo para que quede como una deuda soberana, que es lo que tendríamos que buscar. Pemex es una empresa pública en el que todos sus recursos van al gobierno federal; y si el gobierno federal no lo fondeó, quiere decir que tenemos una deuda con los trabajadores, no nosotros, sino el gobierno y eso es un derecho”, comentó el diputado Aldana.

    El ex tesorero de Pemex no quiso abundar en el mecanismo que se utilizará para que entren en vigor estos nuevos cambios. “Están hablando de un 3% del PIB o es un 6% de lo que se debe de pasivo laboral, estamos en negociaciones todavía, no es un hecho”, comentó.

    Rechazó que sea un “rescate” de Pemex y reveló que el pasivo laboral de la paraestatal es de 1.2 billones de pesos que se tendría que pagar en los próximos 30 o 35 años, pues tiene más de 70 mil jubilados y 140 mil trabajadores activos.

    Además, Aldana señaló que los únicos que pueden tratar temas laborales son el sindicato y la empresa, y cuando la compañía se los solicite entonces entrar a pláticas.

    Por su parte el vicecoordinador panista en San Lázaro, Juan Bueno Torio, aseguró que el pasivo laboral de Pemex es del 3% del PIB y el de CFE es del 1% y eso se sumaría a la deuda nacional que subiría del 40% al 44%, “pero con esto resolveríamos todos los sistemas de pensión del país para darles viabilidad al pago de las pensiones”.

     

    About Redaccion El Heraldo SLP

    You must be logged in to post a comment Login