Don't Miss

Resonancia magnética rápida y segura para evaluar trauma cerebral (Lindberg DM et al. Pediatrics 2019; e20190419)

By on 15 octubre, 2019

La resonancia magnética resulta en excelente herramienta para evaluar trauma cerebral en niños y resulta en opción adecuada ante la radiación significativa de los estudios tomográficos.

Los investigadores condujeron estudio prospectivo en Centro Médico de Traumatología Pediátrica 1er nivel, en 4 años; incluyeron a 225 niños con trauma cerebral en menores de 6 años y compararon las imágenes de tomografía computada (TC) y resonancia magnética rápida (RMR).

La RMR se realizó en 365 segundos, la TC en 59 segundos y el tiempo promedio entre ambas fue de 243 segundos. La TC identificó consecuencias de trauma cerebral en 111, a través de hemorragia, contusión, neumocéfalo (aire cerebral) desgarros, daño axonal difuso o fractura de cráneo; lo más frecuente fueron las fracturas (81), hematoma subdural (27) y hemorragia subaracnoidea (24).

La RMR corroboró el 93% de las alteraciones por TC, pasó por alto 8 eventualidades de daño, las que incluyeron 6 fracturas lineales y 2 hemorragias subaracnoideas que no requirieron intervención quirúrgica; la TC pasó por alto 5 daños visibles sólo mediante la RMR, que incluyeron hematoma subdural, hemorragia subaracnoidea y contusión cerebral.

El estudio resulta de interés e importancia por evitar radiación ionizante derivada de los estudios con TC; evidentemente las RMR requieren de interpretación por expertos.

Expectativas de Educación Médica en calidad y seguridad para
estudiantes de Medicina (Hash R & BarzanskyB. AMA Journal of Ethics 2019; 21: E766-71)

Casi todas las escuelas de Medicina en los EEUUA permiten a los estudiantes el participar en experiencias globales de Salud; para evaluar y mitigar riesgos, hay que tener supervisión adecuada y con instrucciones para lo que esperan, ética y culturalmente en el aprendizaje.

En cuestionario del año académico del Comité de Educación Médica Liaison (LCME), se obtuvieron experiencias internacionales de 140 estudiantes. Los estudiantes eligieron la inmersión de experiencias principalmente por el deseo de práctica médica en el 4º año de la carrera, con lo que potencialmente incrementan su capacidad y destreza clínica, expanden el conocimiento y retos de Salud Global y en diversos tópicos, con ganancia en el diagnóstico y tratamiento de enfermedades, con aumento en experiencia con lenguajes diferentes al propio.

Lo anterior tiene influencia positiva cultural, personal y de perspectivas, con otros diversos beneficios educacionales asociados a rotaciones internacionales. Más aún tales rotaciones pueden permitir el visitar localidades con ciertos riesgos de Salud y seguridad que no rara vez sobrepasan los niveles de experiencia y competencia.

Frecuentemente, lo anterior tiene soporte administrativo y de financiamiento para que el estudiante alcance sus objetivos, con créditos académicos derivados. Todo ello, incrementa las posibilidades de preparación adecuada y supervisión que permite la fortaleza del estudiante, mejorar el nivel de entrenamiento y ampliar substancialmente los horizontes.

La acreditación por LCME requiere de 93 elementos organizados bajo 12 estándares; 4 elementos aplican directamente a las escuelas que ofrecen tales inmersiones globales en Salud:

1. Escuelas con suficientes oportunidades en servicios para el aprendizaje y atención a la comunidad.

2. Instrucciones para estudiantes con el contenido más elevado de Ética y valores humanísticos en el cuidado de los pacientes.

3. Supervisión adecuada continua y constante, con delegación de responsabilidades adecuadas para su nivel.

4. Lista de actividades y responsabilidades escolares, las que incluyen evaluar los riesgos potenciales en salud y seguridad de pacientes, estudiantes y de la comunidad, evaluar disponibilidad de cuidados de emergencia, lo que incluye capacitación y disponibilidades estructurales y adicionales para el caso de desastres naturales, con el mejor nivel de calidad de supervisión.

En lo anterior debe incluirse riesgos potenciales físicos y mentales, de enfermedades infecciosas, trauma vehicular, violencia personal, contaminación de agua y alimentos, riesgos ambientales, estrés emocional, diferencias y choque culturales, fatiga, privación de sueño y sensación de aislamiento y desesperanza.

Todo lo anotado conlleva la finalidad de fortalecer y acreditar los estándares y elementos convenientes y necesarios, así como fortalecer y proteger estudiantes y pacientes. Termina el artículo con la mención de que las autoridades deben de consultar la literatura y sujetarse a los expertos para determinar las mejores prácticas que preparen al estudiante para soportar y sobrepasar tales experiencias, las que trascienden en la mejor formación académica y asistencial.

Obligado el médico a interrogar hábitos sexuales aún en personas de edad (Pedley & Khalili. JAMA Intern Med 2019; oct.)

Los autores mencionan a hombre de 70 años que se atendió por ataque al estado general y pérdida de peso (más de 10 kg), sin historia de proceso infeccioso aparente, tos, fiebre ni datos de cáncer que incluyeron antígeno prostático en límites normales, sin datos de cáncer de vejiga ni gastrointestinal. La prueba de cuarta generación de antígeno y anticuerpo para HIV fue positiva con carga viral importante (mayor a 2 millones de copias/mL). En base a ello se interrogó sobre hábitos sexuales y mencionó relaciones de riesgo con hombres, 10 años antes. En base a lo descrito previamente, el paciente se diagnosticó con síndrome de inmunodeficiencia adquirida.

Menos de 40% de los adultos se someten a prueba para determinar serología para HIV, la historia sexual no se obtiene en pacientes de edad avanzada, la que se obtuvo sólo en 53% de 3005 personas entre 65 y 74 años y en 26% entre 75 y 85 años de los activos sexualmente. Sólo 38% de los hombres y 22% de las mujeres reportaron el haber sido interrogados por su médico en relación a su sexualidad.

Los médicos podemos tener barreras para realizar interrogatorio completo que incluyen las prácticas sexuales, lo que incluye inadecuado entrenamiento, falta de tiempo, sentir embarazoso el tópico o que el paciente se acompañe de familiar u otra persona que dificulte la privacidad para interrogatorio adecuado integral.

El médico debiera de enfatizar la importancia y solicitar anuencia para realizar interrogatorio al respecto.

Adicionalmente, los familiares del paciente pueden preguntarle si quieren que lo dejen unos minutos adicionales para cualesquier tópicos a considerar o tratar con su médico de manera adicional.

Consideramos que pudiéramos tener todavía restricciones educacionales y culturales que limitan la adecuada interrelación del médico con el paciente.

About Redaccion El Heraldo SLP