Don't Miss

*.- Por fin combaten huachicoleo *.- Medida difícil pero necesaria *.- Los ajustes a la baja existen

By on 9 enero, 2019

Realmente es digna de aplaudir la lucha contra el robo de combustibles a la compañía petrolera nacional, PEMEX, que al menos los últimos 3 sexenios venía creciendo sin nadie que le hiciera frente o le quisiera poner alguna solución.

Y si bien en los Estados donde se reporta escasez lo censuran, lo cierto es que era inadmisible la impunidad y solapamiento con que se permitía la “ordeña” de nuestros combustibles.

Sabemos que desde la semana pasada el gobierno federal interpuso un paquete de denuncias penales contra presuntos responsables del ilícito que les redituó en 2017 60 mil millon4es de dólares y se supone que en el 2018 el negocio se duplicó.

Hace casi una década nos convencimos que este delito tenía una importante red de complicidades dentro de la paraestatal por un simple caso del que ahora les comentaremos.

Fue la desaparición de toda una cuadrilla de obreros de PEMEX que iban a reemplazar a otro equipo de perforación en el llamado “Campo Burgos”, al norte de Ciudad Victoria, en Tamaulipas.

Uno de aquellos trabajadores nos contó que al llegar, la cuadrilla que reemplazarían estaba masacrada. Todo era sangre y trozos de cuerpos humanos por doquier.

Un grupo de civiles armados, “mañosos” les llamó, les ordenó volver a subir al autobús que los llevaba y “avisar” al sindicato y a la empresa que ya no mandaran a otro equipo pues de ahí en adelante ese pozo lo iban a trabajar ellos. “Si viene otro equipo, les pasará lo mismo que a éstos”, dijo al parecer el jefe señalando los despojos de sus compañeros, así que lo obedecieron sin chistar.

HISTORIA DE TERROR

En la Sección 36 del Sindicato les ordenaron volver pero no les pusieron seguridad adicional, así que sólo los transitorios, eventuales, aceptaron la recontratación. Los de planta, base, negociaron irse a campamentos más seguros.

Días después trascendieron las muertes de algunos de ellos, pues sus cuerpos aparecieron en bolsas a las puertas de la sede sindical. De los demás nada volvió a saberse y sólo hubo un caso en el que, 3 años después, uno de ellos llamó a su esposa por teléfono.

Palabras más, palabras menos, le hizo saber que estaría enviándole dinero a una tienda departamental con éste servicio, cada quincena…mientras siguiera vivo, y que si quería, rehiciera su vida, que a él lo diera por muerto, porque nunca volvería.

Sabemos que PEMEX mantuvo el servicio de atención médica a esposas e hijos de éstos desaparecidos al menos por los siguientes 10 años, pero ni la paraestatal ni el sindicato interpusieron denuncia alguna por estos trabajadores caídos, alguien diría, en el cumplimiento de su deber.

Que bueno que el Ejército retoma la vigilancia y control de las instalaciones petroleras de todo el país. Sería bueno saber quién dio la orden de que las abandonaran, pues eso permitió tragedias como la de Burgos y tal vez muchos otros puntos petroleros.

Sería justo que todos esos funcionarios implicados sean juzgados con todo el peso de la Ley aunque en términos de reparación de daños seguro queden a deber pues, ¿Cómo restituir a esas familias desintegradas el padre que les quitaron, o esas aspiraciones canceladas de las parejas abandonadas, los hijos desaparecidos¿

EVIDENTES COMPLICIDADES

Ayer por ejemplo, el Presidente López Obrador reveló que en la refinería de Salamanca, Guanajuato, encontraron una “manguerita” de 3 kilómetros de longitud que era como una instalación alterna exclusivamente para el robo de combustible. ¿Era posible sin la complicidad de las autoridad4es internas o funcionarios de la empresa¿ ¡Obvio no! A ellos se les debería aplicar la Ley y con agravantes. ¿No cree usted?

En este marco suena a vituperio el comunicado oficial de la ONEXPO, el organismo que agrupa a los más fuertes gasolineros de México, cuando asegura que nuestra entidad no tiene desabasto “porque aquí no hay huachicoleo”.

Es obvio que el abasto permanece inalterable por la visión del gobernador Juan Manuel Carreras cuando alentó la distribución energética del estado vía el ferrocarril, lo que la empresa Kansas City coronó con enormes cisternas de almacenamiento en la zona altiplano.

Eso es aparte, pues las pipas y puntos carreteros de venta para el combustible robado estuvieron a la orden del día en nuestra entidad. Se habló de diputados locales involucrados y hasta de un connotado empresario editorial inmiscuido.

Leyendas urbanas que entre PEMEX y el SAT pueden ayudarnos a despejar pues la paraestatal sabe lo que le compraban y el Sistema de Administración Tributaria lo que vendieron: de existir alguna diferencia, ese sería el monto de sus huachicoleos, de no existir, entonces si la ONEXPO puede sostener que SLP estuvo libre del huachicoleo.

Lo que queda claro es que el huachicol era vendido en las gasolineras, o ¿Usted va por gasolina a la carnicería o la panadería? Entre Gitanos no debemos andarnos leyendo las líneas de las manos. Dejemos que AMLO haga su trabajo y que lo haga completo y a satisfacción.

CONTRA CORRIENTE

En este marco saludamos el arranque del 2019 con un 16 por ciento de aumento al salario mínimo que pasó de 88 a 102 pesss diarios con lo cual, confiábamos en que no sería tan pesada la tradicional cuesta de enero pero ¡Oh, sorpresa! los precios ya se fueron a las nubes aunque no en productos de la canasta básica.

Han subido los artículos de uso personal  junto con las calabacitas jitomates y hortalizas que, dicen, se siniestraron con las bajas temperaturas y las que traen son de invernadero, y ni qué decir de harinas para hot cakes, mieles y mermeladas pasando por los aceites, las gelatinas y las pastas de marca para sopas. Bueno, este domingo en las tiendas de dos equis le subieron 7 pesos de tajo a una bebida de sábila que se anuncia en 13 pesos. Ya cuesta 20 y el comercial está suspendido.

Con este marco de carestía, el Congreso del Estado, la SCT y el Consejo metropolitano del transporte urbano analizan de qué tamaño será el golpe a nuestras economías con la nueva tarifa para el transporte público que, según ellos “tiene” que aprobarse en los próximos días, porque así lo establece la Ley de la materia.

La situación no está como para seguir abonando en contra de las clases populares, que son las que usamos el transporte público, máxime cuando a nivel federal la tendencia es a no decretar aumentos y siguiendo esta tónica ayer hasta los magistrados de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, SCJN, se bajaron los sueldos en 25 por ciento. ¿Aquí, se pondrán las pilas? ¿Qué tal un ajuste, pero a la baja¿ ¡Se vale soñar!

2 MUERTOS Y 50 HERIDOS

Y no sin antes consignar el saldo que este año cobró a los potosinos el uso de pirotecnia en las recientes fiestas decembrinas… Bajita la mano, pues lo informaron sin bombos noi platillos y más a fuerzas que de ganas,  hubo dos muertos y 50 lesionados de menor a elevada gravedad… Aunque debe reconocerse que Protección Civil Estatal hizo un buen trabajo inspeccionando los puntos de venta… Lo malo es que la venta por Internet se les escapa de las manos y esa es la más peligrosa no sólo porque en muchos casos tiene dinamita sino porque su quema emite demasiada contaminación… Aquí nos leemos el próximo domingo.

About Redaccion El Heraldo SLP