Don't Miss

Los Cabos International Film Festival

By on 9 noviembre, 2018

La séptima edición de Los Cabos International Film Festival, celebrada en el Pabellón Cultural de la República, de Cabo San Lucas, arrancó con dos homenajes. El cineasta Terry Gilliam (Minneapolis, Minnesota, 1940) fue condecorado con el galardón Exceptional Contribution to Cinema History, además de presentar en el certamen su más reciente filme, El hombre que mató a Don Quijote. En su discurso lleno de buen humor, el también actor mencionó el éxito de Guillermo del Toro, Alfonso Cuarón y Alejandro González Iñárritu.

Siempre he pensado que este tipo de premios se convierte en el último que recibirás antes de colgar los tenis, así alguien va a tener la oportunidad de hacer una nueva carrera, alguien más joven.

No sé si llevarme este premio o dejarlo aquí y volver, para así tener la oportunidad de hacer más filmes (risas). Si tuviera la oportunidad de regresar, si conocen a alguien con dinero que puedan presentarme, preséntenmelo. Siento que Alfonso Cuarón, Guillermo del Toro y Alejandro G. Iñárritu ya han ganado todos los premios al otro lado de la frontera norte y ahora yo estoy en el extremo sur, recibiendo este galardón, para que se equilibre la invasión mexicana que ocurre en Hollywood”, señaló.

Piers Handling, director del Festival Internacional de Cine de Toronto y creador del Canadian Film Institute, fue reconocido con el Outstanding Work In The Film Industry. El canadiense también aprovechó para, en su discurso, mencionar a sus amistades mexicanas, a las que guarda un gran cariño.

Tengo a muchos amigos mexicanos realizadores que realmente admiro y valoro. Alejandro G. Iñárritu, Guillermo del Toro, obviamente Alfonso Cuarón, que me han abierto la puerta. Tengo muchos conectes mexicanos, pero en especial, quien nos ha puesto en contacto directo con Alfonso, por ejemplo, es Jorge Sánchez; es una amigo muy querido, en Toronto así fue, así que quiero semidedicar este premio a mi amigo Jorge Sánchez. Gracias Cabos por este maravilloso reconocimiento”, señaló.

Trazando a Don Quijote

Después de acariciarlo, por casi tres décadas, Terry Gilliam por fin concretó el proyecto de El hombre que mató a Don Quijote gracias a inversión española, por lo que el director enfatizó que está feliz y señaló que se ha apoyado en las nuevas tecnologías. Además, compartió su tristeza porque ver cine ha perdido ese toque de ritual que solía tener años atrás.

La idea de esta cinta empezó en 1989, así que han pasado 29 años desde que la concebí y en la que he trabajado, finalmente ya está en México. Sólo hago filmes, cuento historias; la tecnología ha cambiado, a veces se hacen cosas digitalmente; de hecho, Don Quijote es la primera película que hago con técnicas digitales, pero para mí lo más importante es la historia y los buenos personajes, en eso me enfoco.

Siento que es muy triste que la gente vea películas en sus iPhones en lugar de la pantalla grande; el cine era como ir a la iglesia, se aglomeraban en una sala oscura con una pantalla grande y respondían a las historias que se contaban, ahora se ha minimizado. Ha cambiado la relación con la historia, la experiencia ha cambiado, era una vivencia en conjunto, era algo en conjunto, reían, lloraban, eso era emocionante, ahora estás solo viviéndolo en tu iPhone, no hay diálogo, no hay una experiencia en conjunto, eso es triste”.

El filme narra la vida de Toby, un director de anuncios muy cínico que se ve envuelto en los estrafalarios delirios de un viejo zapatero español que se cree Don Quijote. A lo largo de sus aventuras cómicas, y cada vez más surrealistas, Toby se ve abocado a enfrentarse con las trágicas repercusiones de la película que rodó cuando era un joven idealista, una cinta que cambió los sueños y esperanzas de un pequeño pueblo español para siempre. El filme es protagonizado por Adam Driver, quien asistirá al certamen y a quien Gilliam no dejó de alabar, consignándolo como el mejor actor de su generación.

Adam es alto, es más alto que yo, es uno de los actores más altos con los que he trabajado, pero déjame decirte que también es uno de los más brillantes, tal vez es el mejor actor de su generación. Cuando hicimos El hombre que mató a Don Quijote fue divertido, pero sobre todo fue honesto, tanto como actor como ser humano”.

Gilliam reveló que se trató de un proyecto muy personal por lo que se veía en todos los personajes y en todas las secuencias labradas.

En todas las escenas, yo soy todos los personajes, conozco a todos los personajes (risas). Cuando hago una película siento que se hace por sí sola, no es que la haga yo, es una experiencia extraña en la que he estado trabajando (risas)”, concluyó el cineasta.

A la ceremonia asistieron Dario Yazbek Bernal, Julio Bracho y Stephanie Cayo. Tras la ceremonia se proyectó el filme The Favourite, dirigida por Yorgos Lanthimos y protagonizada por Emma Stone y Rachel Weisz.

 

About Redaccion El Heraldo SLP