Don't Miss

Otorgan premios a la ciencia extraña

By on 22 septiembre, 2014

Japoneses que descubrieron el “coeficiente de fricción de la cáscara de banana” al ser pisada y españolas que proponen fabricar salchichas nutritivas con excrementos de bebés fueron algunos de los científicos galardonados con los premios Ig Nobel alternativos en Harvard.
La ceremonia de la 24ª edición de los Premios Ig Nobel se llevó a cabo en el Teatro Sanders de la prestigiosa universidad estadounidense ante más de mil personas y con la presencia de varios de los galardonados, que sólo reciben una mención y no un premio en efectivo.
Los Nobel alternativos distingue descubrimientos que “hacen primero que la gente ría y después piense”, según el sitio internet de los organizadores.
En física, por ejemplo, el galardón fue para los japoneses Kiyoshi Mabuchi, Kensei Tanaka, Daichi Uchijima y Rina Sakai, por medir la cantidad de fricción entre el zapato y la cáscara de banana y entre ésta y el suelo cuando una persona la pisa.
En nutrición, el premio se lo llevaron las españolas Raquel Rubio, Anna Jofré, Belén Martín, Teresa Aymerich y Margarita Garriga por su estudio titulado “Caracterización de la bacteria del ácido láctico aislado de excrementos de bebés como cultivo de potencial alimento probiótico para salchichas fermentadas”.
Una de las curiosidades de la ceremonia es que los premios son entregados por verdaderos laureados con el Nobel. En esta edición estuvieron presentes Martin Chalfie (Premio Nobel de Química en 1998), Eric Maskin (Economía, 2007) y Carol Greider (Medicina, 20.
La ceremonia es organizada por la revista de humor científico “Anales de la Investigación Improbable”, que destacó trabajos en 10 categorías, algunos de ellos sin que sus autores lo hayan presentado al concurso.
Así, el premio de ciencia ártica lo obtuvieron Eigil Reimers y Sindre Eftestol, de Noruega y Alemania respectivamente, por “probar cómo reacciona un reno al ver humanos disfrazados de osos polares”. En psicología, Peter Jonason (Australia), Amy Jones (Reino Unido) y Minna Lyons (Estados Unidos) fueron reconocidos por “amasar evidencia de que la gente que habitualmente se queda despierta hasta tarde es, en promedio, más narcisista, manipuladora y psicopática que la gente que habitualmente se levanta temprano”.
FRASE
«Cuando me enteré de que habíamos ganado el Ig Nobel me quedé sorprendido y contento a partes iguales».
Kiyoshi Mabuchi, profesor japonés.

About Redaccion El Heraldo SLP