Don't Miss

Indice Politico ¿Cambios? después del Informe

By on 22 agosto, 2014

Contra lo que se dice por ahí, sí habrá cambios en el equipo de gobierno. Serán, apuéstelo, después del Segundo Informe.
Quien debe hacerlos, quien es responsable del equipo, está decidido. No titubea. Sabe que sus más cercanos colaboradores lo son nada más de nombre, pues no colaboran y sí perjudican, en cambio.
Andan desbalagados. Quien los debe coordinar, quien es el Jefe de su Oficina, puede ser el primero que se vaya.
Y si las cosas apremian, si se ponen más complicadas en las áreas que cada cual tiene bajo su cuidado, los cambios podrían ser antes. En estos días. Antes del Segundo Informe, pues.
El decidido, quien no titubea, es Miguel Ángel Mancera, Jefe de Gobierno de la capital nacional.
O ¿en quién estaba usted pensando?
¿Acaso en el que no se decide a remover a quienes lo siguen perjudicando y lo han convertido en receptor de, apenas, 13 por ciento de aprobación nacional?
EL GOEBBELIANISMO SEXENAL
El Guamúchil Party está demostrando palpablemente que, si Goebbels viviera, en México sería tratado con la displicencia que se le procura a cualquier pasquinero de poca monta en los suburbios.
Y es que el genio alemán de la propaganda subliminal se hubiera equivocado rotundamente en aquello de que repetir diez mil veces una mentira, lograría que ésta fuera asumida como verdadera.
Aquí no opera esta receta del jefe de prensa de Hitler. Porque, por más que el Guamúchil Party se esmera a riñón para que su jefe se muestre por todos los programas de audiencia variopinta, repitiendo el silabario de la salvación energética y de las reformas estructurales, eso ya no impacta a ningún auditorio.
La única respuesta que se oye del respetable es: ¡ya pónganse a trabajar! ¡Necesitamos empleo y ver claro!
Como se ve, ¡aquí no es bienvenido Herr Goebbels!
RICARDO ALDANA LE GANÓ AL PAN
Las negociaciones entre Pemex y el STPRM sobre el régimen de pensiones y jubilaciones podría iniciar hasta el próximo año, probablemente en marzo o abril, y no en una negociación extraordinaria, dijo apenas el tesorero del Sindicato.
Ricardo Aldana indicó que no hay prisa para hacer la negociación, toda vez que Pemex «debe hacer modificaciones importantes en su estructura y tiene dos años para hacerlas, así como para revisar las condiciones contractuales».
Con esta afirmación contundente se concluye el ciclo de presiones que los panistas y sus corifeos? intentaron sobre la estructura sindical, pretendiendo que el Congreso interfiriera en su autonomía, violando la Constitución, la ley laboral, el contrato colectivo y las convenciones internacionales de la OIT, a lo que valientemente se opuso en tribuna el también diputado Aldana, exponiendo el pellejo.
Bien por los líderes sindicales que defienden a los trabajadores. Tache para los panistas –de todos conocidos– que quisieron montarse en la «energética» ¡para darles caballazo!
Bajita la mano, Aldana les demostró por qué el Sindicato ha sido decisivo en la defensa de los recursos naturales y la soberanía nacional. Ahora, toca el turno a la empresa para demostrar que puede ser productiva y competitiva.
EL NOCIVO CIDE EN LA “ENERGÉTICA”
Respetados analistas que han estado cerca de las fuentes informativas del Legislativo? han comentado, no sin preocupación, el estupor y la vergüenza que les causó un extraño fenómeno que apareció de pronto, y está adquiriendo carta de naturalización. Ya se ve y se asume como muy normal.
Resulta que en lo más álgido del procesamiento en comisiones de las tan llevadas y traídas «energeticas?», era evidente el manejo de cifras, datos, procedimientos, pelos y señales de las iniciativas en los foros televisivos, por parte de las «gorditas» investigadoras del CIDE, como si manejaran todos los secretos y vericuetos que se contenían en documentos que nadie conocía. No había forma.
Daba pena ajena a los analistas observar las entrevistas que en los mismos foros, en otros canales, les hacían a los responsables parlamentarios, encargados de llevar a buen puerto «las negociaciones». A todas las preguntas sobre lo que se contenía en las iniciativas, contestaban con tiernos silogismos o de plano poniendo ¡cara de what!
Mientras las «gorditas» investigadoras del CIDE se despachaban con la cuchara grande, enseñando su músculo de conocimientos, nuestros representantes eran apabullados.
Lo peor del paripé es que, los que no sabían nada del asunto, son los mismos que, ahora, en pago de su brillante intervención en «las negociaciones» ordenadas desde arriba, se creen merecedores a gobernar sus estados. Poniendo cara de prosopopeya, son los nuevos Hércules del Olimpo meshica que, según ellos, diseñaron al nuevo México.
¡Qué vergüenza!
Índice Flamígero: ?Al enterarse de la demanda que los abogados de Carlos Ahumada interpusieron –pagarés en mano– contra la dirigencia del PRD y la ex presidenta de ese Partido, Rosario Robles Berlanga, por 520 millones de pesos, en las oficinas amarillas de la Colonia Escandón se prendieron los focos rojos. Pero no sólo ahí, pues al señalar en la demanda ante el juzgado undécimo de lo civil del DF como bienes de embargo las prerrogativas que le da el INE y las cuentas bancarias que tengan a su nombre, el PRD y Rosario, el escándalo subió de tono. Siempre se dijo que el origen del borlote Ahumada estuvo en el cambio de destinatario de los beneficios que proporcionaba el argentino. Durante tres años el destinatario había sido el hijo del General de Jiquilpan y el conducto, la loca enamorada. Cuando se fueron del GDF, el destinatario pasó a ser el de Macuspana, y el conducto, el líder de la Izquierda Democrática Nacional. El asunto de los video-escándalos, dados a conocer por Carlos Salinas de Gortari y los neonazis panistas, fue el instrumento de este cobro de cuentas, muy al estilo de rentable empresa Video-producciones La Tuta o de los dipu-tables, para no llegar a pleitos sangrientos, como «los de antes». ¿Así o más claro?

About Redaccion El Heraldo SLP